pollo a punto de ser asado

¿A que tiene buena pinta?

Os voy a confesar un secreto… no me gusta mucho el pollo asado, la parte que más me gusta es la pechuga (lo bueno es que a mi costi lo que le gusta son los muslos, las alitas… es decir, todo lo que a mí no me gusta) y tampoco me gusta limpiar el pollo… eso sí, he descubierto que en el super venden unos pollos preparados para cocinarlos.

Lo que hago es una especie de adobo y con esto lo aso en el horno. El adobo de la fotografía está hecho de la siguiente manera:

Ajo, perejil, hierbabuena, romero, un poco de comino, sal y aceite. Lo pones todo en la picadora y haces una “salsa” que pones sobre el pollo. Lo metes en el horno hasta que esté bien dorado y a disfrutarlo.

Para que te quede la piel muy crujiente el truco está en frotar el pollo con mantequilla y, así quedará la piel realmente crujiente.

3 comentarios en “Pollo asado al horno

Añade tu ingrediente

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s